Ortografía: El orden de las letras sí altera el producto

Hay un texto muy interesante circulando en internet que afirma que el orden de las letras no altera la comprensión de una palabra en tanto la primera y la última letras estén en su lugar.

El texto es el que sigue.

"Sgeun un etsduio de una uivenrsdiad inglsea, no ipmotra el odren en el que las ltears etsan ersciats, la uicna csoa ipormtnate es que la pmrirea y la utlima ltera esten ecsritas en la psocion cocrrtea.


El rsteo peuden estar ttoalmntee mal y aun pordas lerelo sin pobrleams. Etso es pquore no lemeos cada ltera por si msima preo la paalbra es un tdoo.

Pesornamelnte me preace icrneilbe!"


Es cierto. Un buen lector puede comprender el texto sin dificultades, pero ¿es sólo la comprensión lo que buscamos cuando escribimos o aspiramos a algo más?

Pongo a modo de ejemplo el titular televisivo que se ve en la imagen que sigue.
 
 
Si bien por contexto se comprende que "cuidad" (modo imperativo, tiempo presente, segunda persona plural del verbo cuidar) es "ciudad" (un sustantivo), se trata de un error y molesta especialmente en un titular de un canal de noticias. Lo mismo ocurriría en el subtitulado de una película. Pero ¿por qué molesta tanto? ¿Acaso el objetivo de toda comunicación no es que el otro comprenda el mensaje y punto?
 
La respuesta es no. Cuando nos expresamos, por escrito u oralmente, buscamos hacerlo de la mejor manera posible y esperamos lo propio de los demás. Más aún, esperamos lo mejor especialmente de aquellas personas que se dedican a los medios, a escribir o a enseñar. El error ahí es más grave.
 
A veces, cuando corrijo la ortografía o la gramática de mis alumnos de taller o de profesionales que me confían sus escritos, encuentro un estado a la defensiva. La respuesta más común es: "Bueno, lo importante es que se entienda. Y se entiende, ¿o no?". Es cierto, el fin último de una comunicación es que el mensaje llegue al otro, pero el modo que elegimos nos puede desautorizar en el camino.
 
La foto que publico es sobre la noticia de un derrumbe de un edificio de dos pisos (un gimnasio) en el barrio de Villa Urquiza de la ciudad de Buenos Aires. Al respecto, un medio publicó pocos minutos después del hecho "Derrumbe de un edificio de diez pisos en Villa Urquiza". Escribió "diez" en lugar de "dos". Error de tipeo o por haber escuchado mal. El apuro por ser el primer medio en publicar la noticia hizo que no hubiera filtros ni confirmaciones de ningún tipo. La noticia salió como estaba, es decir, mal.
 
Entonces, ¿importa ahora lo que escribimos o cómo? ¿Podemos confiar en un texto que fue escrito a las apuradas sin corrección? Más aún, ¿podemos confiar en que es serio un medio que confunde un edificio de dos pisos con uno de diez?
 
El orden de las letras sí altera el producto. No importa sólo que llegue el mensaje, sino el cuidado que ponemos al transmitirlo. No sea cosa que perdamos autoridad en lo que conocemos a causa de un par de errores de ortografía.

Ortografía: Aquí viene el pastificador

Hace unos pocos días, en un viaje en la línea D de subte leí este aviso. Como todos los lectores, leí primero lo que está más destacado, en este caso: "PINTOR PASTIFICADOR". Enseguida me pregunté: "¿Qué es un pastificador? ¿A qué se dedica?". Relacionaba "pastificador" con "pintor" y me imaginaba que tendría algo que ver con la pasta con que se reparan y alisan antes de pintarlas las paredes que tienen marcas, hendiduras y huecos. Pero ¿alguien especializado sólo en eso?

De lejos, es difícil leer la respuesta a la incógnita: se trata de un plastificador de pisos de parqué (forma correcta en español de la palabra francesa parquet).

El aviso tiene varios errores y los de ortografía dificultan especialmente su comprensión. El lector, apurado, de paso entre una estación y otra, no tiene tiempo para detenerse en los detalles y lee, por ello, sólo lo más importante.

Si un titular está mal escrito o genera confusión, es muy probable que el aviso no apunte al público al que estaba dirigido. Y lo grave es que se pierden clientes.
2009 Con Letra Clara - Powered by Blogger
Blogger Templates by Deluxe Templates
Wordpress theme by Dirty Blue